La increíble historia del primer chárter y los barcos de contenedores

Los barcos siempre han sido de los primeros transporte de viajes largos que han existido en la historia. En épocas antiguas, no existían los aviones, y los viajes a caballo eran extremadamente largos y tediosos, así que una manera de poderse transportar de un país a otro era por medio del mar.

Sabemos que el mar representa casi el 70% de la tierra, por lo que siempre habrá un espacio en el mar para navegar. Anteriormente, en un viaje podía haber personas, mercancía, objetos, entre otros. Pero en un momento, se pudo observar que transportar mercancía u objetos personales por medio de viajes marítimos era un gran negocio y ahí es donde comenzó el negocio del chárter.

El transporte internacional, es un punto que tiene una gran importancia, ya que además de transportar mucha más carga, es mucho más económico que otros medios de transporte. El transporte marítimo o chárter ha evolucionado mucho con el tiempo.

Tipos de Chárter marítimo

Existen 3 tipos de chárter marítimo, primeramente está el chárter de casco desnudo, que se trata de un arrendamiento de un buque. En este caso el fletador es el completo responsable del buque, de la administración y navegación del mismo durante el período de tiempo en que esté en el mar.

Por otra parte, está el chárter por tiempo, el cual consiste en un contrato de transporte de mercancía vía marítima durante un lapso de tiempo determinado. Aquí el fletador se encarga de alquilar el buque para su explotación y el mismo se encarga de asumir los costes que se derivan de ese viaje. Sin embargo, tanto la administración del buque, como la navegación, están bajo la autoridad del fletante.

Y finalmente, está el chárter por viaje, que no es más que un contrato para transportar mercancía vía marítima durante uno o muchos más viajes de manera consecutiva, fijando puertos, fechas y cantidades, las cuales se verán reflejadas en un contrato.

Cómo apareció el primer chárter o transporte de mercancía

Desde la Segunda Guerra Mundial, los contenedores empezaron a ponerse en marcha, sobre todo para trasladar de un lugar a otro de manera segura los materiales bélicos. La idea principal de hacer un transporte de mercancía en contenedores fue el transportista Malcom McLean el cual se sentía cansado de hacer tantos trayectos, y por consiguiente, inventó esta idea que más adelante revolucionó el mercado.

El primer contenedor de mercancía tenía 35 pies de medida. Este invento tuvo tanto éxito, que permitió que se creara la primera naviera Sea Land, el cual en el año de 1965 transportó 60 contenedores, lo que fue un hecho que se había realizado por primera vez en la historia del puerto de Newark. Después de este momento, muchos barcos empezaron a transportar mercancía de esa manera y de forma regular.

Dado el auge de este tipo de negocios que se creó el contrato para legalizar el transporte de mercancía marítima mundialmente, ya que así como revolucionó el negocio para bien, también se empezó a usar de manera ilegal. Así que se requería que hubiese medios que pudieran supervisar y constatar la legalidad de la mercancía que se estaba transportando.

Después de muchos años, la organización ISO es la encargada de que la mercancía y equipos se trasladen de manera normal y segura. Esto se pudo alcanzar, gracias al establecimiento y cumplimiento de una serie de requisitos como la identificación, adaptación y la forma de los contenedores que transportarían la mercancía.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close